COSMÉTICA NATURAL ¿ERES CONSCIENTE DE SU IMPORTANCIA?

Desde hace años todos hemos tomado conciencia de la importancia de la alimentación sobre nuestra salud, parece que lo tenemos muy claro. Eslóganes tan conocidos como ‘somos lo que comemos’, la famosa ‘dieta mediterránea’ y el consejo de comer ‘5 piezas de fruta y verdura al día’ han calado y dejado huella sobre nosotros,

Aunque claro… Seguimos siendo consumidores de comida rápida como pizzas, hamburguesas y snacks que son muy sabrosos pero totalmente artificiales y desde luego poco saludables. Eso tenemos que cambiarlo, ya!

Además, han incrementado el interés por mejorar nuestra dieta, organismos internacionales como la OMS así como distintas publicaciones de estudios científicos que no han hecho más que reforzar y dar la razón a todos los que por ejemplo, ponían en duda el consumo de carne roja como fuente de proteínas saludables.

Pero no solo eso, ahora el aceite de palma está en boca de todos al ser un ingrediente poco recomendable y es que está presente en muchísimos alimentos incluso en algunos bio (visto con mis propios ojos, en galletas para niños).

Ahora bien, si tenemos tan claro el tema alimenticio, porque no lo es tanto el de la cosmética. Los nutrientes de los productos cosméticos, atraviesan nuestra dermis y llegan a nuestro organismo, pero además, con el uso de determinados cosméticos, también se permite que libremente entren tóxicos.

Aunque por un camino distinto, pero bien es cierto que los alimentos y productos cosméticos se introducen en nuestro cuerpo y esa es la razón por la que debemos prestar atención a los productos higiénicos que utilizamos a diario.

Si tenemos en cuenta que, cada día nos aplicamos gran cantidad de productos cosméticos e higiénicos, independientemente si somos más o menos presumidos, es hora de no mirar hacia otro lado. Si todos nos lavamos los dientes, las manos, utilizamos gel y champú en la ducha, en verano todos nos aplicamos protector solar, tanto adultos como niños, como no vamos a tomar la misma conciencia que con los alimentos.

Si sumáramos la cantidad de tóxicos que nos aplicamos, por ejemplo cada semana, nos pondríamos las manos a la cabeza y entenderíamos perfectamente que debemos darle la importancia que se merece. Imagínate si hacemos la misma suma al mes o al año, sería terrible…

Post - cosmetica saludable 4

Entonces, ¿Por que seguimos utilizando cosmética con tóxicos? Bajo mi punto de vista existen distintas razones. Una probablemente de las más destacables es, que las personas nos guiamos y le damos importancia a productos o servicios que vemos en televisión, en revistas prestigiosas o por lo que nos cuenta algún famoso.

La publicidad es necesaria para dar a conocer, tanto si hablamos en general como de cosmética, un producto. Pero desgraciadamente también es utilizada para manipular y desinformar. Seguimos confiando en las grandes marcas sin preguntarnos ni cuestionarnos por ejemplo, el listado de sus ingredientes. Directamente ni lo leemos.

Otra de las razones, es que muchos consumidores siguen pensando que si un producto cosmético contiene un porcentaje mínimo de algún ingrediente tóxico no nos va a afectar, porque si se permite, es porque tampoco es tan malo.

Si claro, que se lo digan a la mujer fallecida en EEUU a causa de un cáncer de ovario y que existe una sentencia que demuestra, que el causante de su enfermedad fué, el uso durante muchos años de los polvos de talco de la marca Johnson and Johnson, puedes ver la noticia aqui.

Por supuesto que podemos pensar, que una pequeñísima cantidad de un ingrediente tóxico no es relevante, pero una pequeña cantidad de forma esporádica. Si su uso es contínuo, tan contínuo como nuestra vida, las consecuencias pueden ser más graves y pueden directamente afectar a nuestra salud. Así que, no es cosa de broma!

Y otro punto y no menos importante, es que la edad parece seguir siendo un factor determinante para pasarse al lado el bio. Los jóvenes son grandes consumidores de las tendencias, siguen los consejos de grandes influencers y youtubers pagados por las grandes marcas. Con gran poder, las grandes marcas tienen unos canales de distribución específicos y tienen capacidad económica para colarse, si es necesario, incluso en nuestros pensamientos.

Post - Por una cosmetica saludable 6

El mercado ecológico todavía es muy pequeño y por tanto en este momento, no tiene esas posibilidades de publicitarse. Aunque sí esta más presente en el mercado, gracias a las ferias BIO que se celebran cada año en nuestro país, con un creciente número de visitas anuales. Lo que permite, mayor número de expositores y actividades relacionadas. Como anécdota, en la pasada feria BIO Cultura Madrid, se pudo ver a la Reina Letizia dándose una vueltecita por los puestos.

Volviendo a los motivos para escoger un tipo de productos u otros. En mi opinión, no creo que el precio pueda ser un factor tan determinante, como para desestimar la cosmética natural, no puede ser! En primer lugar porque si observamos los precios de los productos de marcas muy conocidas, nos damos cuenta que no son tan económicos y que además es un nicho de mercado que sigue muy fuerte.

Con ello, podemos deducir que el consumidor está dispuesto a pagar más por un producto cosmético si cree que lo vale. Ahora bien, habría que plantearse entonces que entendemos por la valía de un producto. Que por ejemplo esté anunciado por una cara conocídisima aunque contenga tóxicos a mansalva o en cambio que, realmente su valor sea consecuencia del uso de los mejores ingredientes naturales. Seguro que mi respuesta os la podéis imaginar….

Si analizamos más detenidamente el precio de los productos, cierto es, que existen marcas por ejemplo en los supermercados a precios rebajadíiiisimos. Con esos precios algunos se tiran en plancha a comprarlos, incluso aunque no lo necesiten. Pero alguien se ha parado a pensar ¿que puede contener un producto que es taaaan barato?

Si leyéramos bien los INCI de los productos nos sorprenderían bastante. Recuerdo observar en un supermercado un bálsamo labial. Por su bajo precio, mi curiosidad hizo que leyera el INCI y sorpresa! Petrolatum, madre mía! blanco y en botella. Y sí, si hay alguna duda petrolatum viene de petróleo.

Post - Por una cosmetica saludable 5

Ahora bien, si hablamos de las mejores marcas de cosmética natural como Logona, Santaverde, Heliotrop o Weleda, su precio por tanto es más elevado. La razón; su cuidada selección de ingredientes específicos, con unas propiedades concretas, siendo de una calidad y pureza excepcional. Estas son las grandes diferencias con respecto a otras marcas también naturales.

En cambio, encontramos Neobio con una gama de productos a precios más económicos. Sus productos ecológicos contienen ingredientes más básicos y no tan concretos, por lo que su precio es más reducido. Puede ser por tanto, una buena alternativa para consumidores más jóvenes.

Poco a poco, la cosmética bio va ganando más adeptos y comiendo terreno a la cosmética convencional. Lo podemos ver claramente en las grandes marcas de cosmética, con sus intentos para asemejarse a los productos naturales. Esto lo hacen con unas técnicas muy sencillas, simplemente añadiendo la palabra ‘natural’ en su etiqueta, con envases en colores verdes, con fotos de plantas, hojas… en fin, a priori métodos muy básicos, pero que pueden llegar a confundir al consumidor y hacerle creer que el producto es totalmente natural, cuando realmente no lo és.

Post - Por una cosmetica saludable 7

El mercado de cosmética natural en España está poco desarrollado, al contrario que en el resto de países europeos. Pero afortunadamente sigue creciendo, aunque su velocidad sea reducida. Esto transmite un mensaje positivo y es con lo que nos debemos quedar. Aunque España está a la cola en consumo ecológico, tenemos consumidores cada vez más exigentes y más concienciados.

Tal y como afirman muchos medios, España sigue siendo el país con mayor porcentaje de cultivos transgénicos y además con la autorización del uso del glicosato, un pesticida considerado cancerígeno, seguimos teniendo mucho camino por recorrer…

Así que, mientras sigamos en los últimos puestos en adquisición de productos ecológicos y naturales (cosmética, alimentación, tratamientos naturales, técnicas de cultivo, estilo de vida….), tendremos como reto seguir informando y dando a conocer los beneficios y propiedades de su uso.

Como punto a favor, encontramos que el consumidor que decide adquirir productos ecológicos, encuentra en ellos un valor añadido y seguirá siendo fiel a ellos en sus hábitos de consumo.

El descubrimiento de los productos naturales puede venir desde varios caminos. Uno que suele ser bastante habitual es al ser madre. En ese momento la madre adquiere una responsabilidad tan grande, que busca ofrecer a su bebé la mejor alimentación y los mejores productos cosméticos naturales.

Muchos consumidores llegan por una necesidad física, por una dolencia, enfermedad o como una alternativa para reencontrarse con su buena salud. Otros con un carácter más curioso encuentran información acerca de los ingredientes tóxicos utilizados en estas industrias y sus consecuencias negativas y no dudan en rendirse a lo natural.

En la actualidad, ya son muchos medios los que se hacen eco de los problemas de los tóxicos en la cosmética. Sin ir más lejos, hace poco se emitía un reportaje en televisión acerca de los disruptores endocrinos. Destapando las consecuencias que producen su uso tanto en adultos como en los más pequeños.

Para terminar, sigo recalcando la necesidad de aprender a leer el INCI ( listado de ingredientes) de un producto cosmético. Ir conociendo los ingredientes que debemos evitar es fundamental para poder escoger con criterio y dejar de comprar por impulso. Memorizar ingredientes tóxicos como PEG, Petrolatum, Methylparaben y tantos otros, será tan fácil como las ganas que tengas de reconocerlos.

Espero que te haya resultado útil este post.

Gracias por dedicarme tu tiempo!

Comentarios(2)

  • Ana
    4 julio, 2017, 14:20  Responder

    Muy interesante el post!

    • 5 julio, 2017, 10:41

      Muchas gracias, Ana!
      Saludos

Deja un comentario